Jornada de reflexión y participación estudiantil para la mejora escolar

Colegio San Mateo

De qué se trata
Cómo se desarrolla
Logros
Desafíos

De qué se trata

Nosotros somos un colegio que tiene centro de alumnos y éste tiene que tener participación más allá. Es decir, el Ministerio dice que los colegios tienen que tener centro de alumnos, pero hay que ir más allá, no quedarnos en la forma. Acá el centro de estudiantes es participativo, tiene una voz representante frente a las autoridades del colegio, tiene espacio para generar fondo interno, con tiempos que son propios de ellos, organiza actividades más allá de las que el colegio ofrece, y los estudiantes tienen roles protagónicos en ellas. Es bien importante entender que un centro de estudiantes tiene que promover la participación de sus estudiantes y organizarse”.

(Testimonio del rector)

Desde hace más de diez años en el Colegio San Mateo se lleva a cabo un claustro estudiantil, espacio en el que se discuten, reflexionan y elaboran propuestas de mejora sobre distintos ámbitos del quehacer educativo.

Esta actividad surge en el marco de un proyecto educativo y un paradigma pedagógico que da importancia a la formación de estudiantes interesados en contribuir al contexto en el que se encuentran insertos. Además del claustro, el colegio cuenta con otros espacios para potenciar la formación integral de los y las estudiantes, tales como actividades de acción social de pastoral, un diario estudiantil, entre otras.

Con esta iniciativa se busca fortalecer los espacios de participación de estudiantes, destacar la importancia de las opiniones de este estamento para mejorar el quehacer educativo, y promover el ejercicio de una ciudadanía crítica, responsable y propositiva entre alumnos y alumnas.

Cómo se desarrolla

Planificación

El claustro estudiantil es organizado por el Centro de Estudiantes con el apoyo del docente asesor y de la dirección del colegio, que colaboran en su preparación y entregan recursos. La actividad se calendariza para el mes agosto y se destina un día completo para su ejecución. Participan alrededor de 50 estudiantes de 7° básico a 4° medio, algunos miembros de las directivas de cursos y otros escogidos democráticamente por sus compañeros para esta actividad.

Durante su preparación, se organizan aspectos logísticos (como los horarios, alimentación, espacio físico), y se elabora una pauta de trabajo para la discusión que contempla ámbitos como infraestructura, medio ambiente, convivencia escolar, área académica, formación espiritual y vida saludable. El Centro de Estudiantes valida este instrumento con los y las presidentes de curso, y luego de ello se realizan reflexiones en los consejos de curso para identificar fortalezas, debilidades y propuestas de mejora diferenciadas por niveles de enseñanza.

Desarrollo

El día del claustro el trabajo se organiza en comisiones compuestas por alumnos y alumnas de distintos niveles de enseñanza y por un moderador del Centro de Estudiantes. Durante 45 minutos, los grupos discuten en forma paralela las fortalezas, debilidades y propuestas de mejora de una dimensión, para luego pasar al tema siguiente. En las comisiones, los representantes de los cursos deben velar por poner sobre la mesa aquellos temas que surgieron en las reuniones de curso realizadas previamente.

Esa es la gran riqueza, que las comisiones están conformadas por distintos niveles desde 7° a 4° medio y todos trabajan el mismo tema. Es obvio que la mirada que tiene un niño de 8° básico con uno de 4° medio va a ser muy distinta, pero el trabajo en conjunto te enriquece la conclusión final que es lo que se presenta”.

(Testimonio docente)

Una vez que se abordan los seis ámbitos de la pauta, se realiza un plenario al que son convocados miembros del equipo directivo y en el que se presentan los hallazgos iniciales del claustro. La jornada de trabajo se cierra con una evaluación de la gestión del Centro de Estudiantes por parte de los y las estudiantes participantes de la instancia.

Análisis

Durante los meses siguientes al claustro, la directiva del Centro de Estudiantes elabora un documento en el que sintetizan las principales fortalezas, debilidades y propuestas de mejora que surgieron para las distintas áreas en las comisiones de trabajo.

Socialización de resultados

El informe del claustro es entregado al rector, quien lo socializa con directivos y con el estamento docente. El documento es revisado en reuniones del equipo directivo y en las reuniones por departamento, donde se juntan profesores y profesoras por asignatura. A partir de esta revisión, se entrega una retroalimentación al Centro de Estudiantes, donde se detalla qué aspectos de los comentados en el claustro serán modificados, cuáles no y la justificación. Esta respuesta se socializa con la comunidad estudiantil por medio de las directivas de cada curso.

Propuestas de mejora

En el Colegio se han implementado una serie de cambios a partir de los comentarios realizados por los y las estudiantes en el claustro, en el ámbito pedagógico, de la convivencia, del cuidado medioambiental, de infraestructura, entre otros.

Uno de los grandes cambios son los horarios, ahora nos dieron horas de clases y nosotros escogemos qué queremos perfeccionar, qué electivos queremos hacer. De las 42 horas, hay 38 obligatorias de los planes, y las otras tú las diriges a lo que quieras, por ejemplo yo estoy en Vóley, que ahí son dos horas, y en Inglés Avanzado. Ahí tengo 4”.

(Testimonio estudiante)

Logros

Nos interesa escuchar a los estudiantes, ellos tienen algo importante que decir, forman parte relevante de la comunidad San Mateina. Así como los papás contestan encuestas y dan sus opiniones, los profesores tienen algo que decir, ellos también tienen algo que decir”.

(Testimonio docente)

Miembros del equipo directivo y docente valoran contar con la opinión de los y las estudiantes, ya que enriquece y complementa la visión de otros estamentos sobre la gestión en el colegio. A su vez, el estudiantado valora esta instancia, en tanto perciben que su opinión es útil para la toma de decisiones y para implementar mejoras en el establecimiento.

Estudiantes, docentes y directivos valoran el claustro como un espacio concreto de participación, reflexión, y de aproximación a la democracia. Consideran que con ello se estimula el desarrollo del pensamiento crítico y propositivo, se fomentan valores como la responsabilidad y el respeto por la diversidad de opiniones, y se incentiva la formación de ciudadanos y ciudadanas comprometidos con la mejora de su entorno.

Es como la democracia representativa, porque a partir de un grupo selecto de un curso se pueden dar los principios de la democracia, por ejemplo la igualdad, se eligen a distintos representantes de los cursos y cada opinión vale lo mismo. También se da el respeto entre cada una de las opiniones”.

(Testimonio estudiante)

Docentes y estudiantes observan cambios concretos a partir de las propuestas que surgen en los claustros, como son el reciclaje de basura, la incorporación de una oferta variada de talleres en horas de la JEC, la flexibilización de algunas horas de la malla curricular en función de los intereses de alumnos y alumnas, entre otras medidas.

Desafíos

El claustro está dentro del cronograma del centro de alumno y del colegio. Se le asigna un espacio, un tiempo necesario, un presupuesto, a mí como directora de área me toca entregarle a los profesores un listado con los estudiantes que van a participar del claustro entonces es todo un procedimiento interno donde tienen apoyo y garantía de que los chiquillos van a hacer un trabajo en serio sobre los temas elegidos”.

(Testimonio docente)

El primer desafío es institucionalizar y/o curricularizar los espacios para la participación del estudiantado. Para esto se considera clave dar señales concretas de la importancia que tienen este tipo de actividades, destinando recursos para su ejecución, incorporándolas en el calendario escolar, en la malla curricular, y apoyar al estudiantado en el proceso.

En el caso del Colegio San Mateo, el claustro se encuentra planificado año a año y cuenta con recursos para su implementación. Adicionalmente, los participantes del Centro de Estudiantes cuentan con dos horas del currículum electivo que se convalidan como parte de la carga curricular obligatoria para dedicarse a esta labor, y son evaluados en función de su desempeño como líderes escolares. Este tipo de estrategias permite visibilizar la importancia que tiene para una comunidad educativa la participación de estudiantes en instancias de representación y las capacidades que se forman a partir de ello.

Además, es importante considerar que este tipo de actividades deben gestionarse idealmente con la participación activa de estudiantes, con el objetivo de ir instalando en ellos y en ellas las capacidades para gestionarlas y hacer más viable su implementación a lo largo del tiempo.

Un último desafío a considerar es que tanto docentes como directivos cultiven y desarrollen una actitud receptiva y constructiva frente a los comentarios y/o críticas que puedan surgir desde alumnos y alumnas sobre el establecimiento.

Zona:

Región de Los Lagos, Osorno

Dependencia:

Particular Pagado

Matrícula:

1156 estudiantes


Espacio Educativo:

Participación


Nivel educativo:

Educación básica

Educación media


Tema:

Participación y cultura democrática en la escuela

Valores y actitudes para la vida en democracia


Email:

colegio@sanmateo.cl

Compartir en redes sociales

Conversemos

Jornada de reflexión y participación estudiantil para la mejora escolar

Envía tu práctica